Las hipótesis de por qué cayó el avión en el que murieron cinco amigos de San Vicente | DLN
SEGUINOS

San Vicente

Las hipótesis de por qué cayó el avión en el que murieron cinco amigos de San Vicente

Publicado

el

Las primeras imágenes de los restos calcinados del Piper Seneca PA-34 muestran un entorno de un cielo denso con nubes bajas. Esas imágenes fueron captadas unas tres horas y media después de que la baliza del ELT (emergency locator transmitter) emitió, a las 12.05 horas del domingo, el alerta satelital que reportaba el siniestro aéreo. Ese paisaje y ese entorno climático encierran las claves de la tragedia aérea que terminó con la vida de los cincos amigos de San Vicente.

La Junta de Investigación de Accidentes de la Aviación Civil (JIAAC) ya inició la reconstrucción de cada paso del vuelo que salió del aeropuerto Las Paredes de San Rafael y cayó a tierra casi una hora y media después del despegue.

El fiscal pampeano Armando Agüero -que tiene asiento en General Pico- llegó al lugar, pero no intervino en las actuaciones porque el avión quedó en territorio bonaerense. “Primero cayó en un campo de La Pampa y terminó en Buenos Aires”, explicó el funcionario al describir el aterrizaje forzado y el carreteo descontrolado de la aeronave. Precisamente los restos calcinados del avión aparecen junto a un alambrado: del lado que está el avión y quedaron los cuerpos es territorio bonaerense y del otro es territorio pampeano.

Una de las hipótesis que se manejan es la del congelamiento. Aunque en la superficie la temperatura era normal, había un pronóstico de un frente frío y vientos del sur. Otro elemento es la densa neblina, con nubes a muy baja altura de la superficie. El agua que acumulan las nubes con la baja de temperatura es lo que producen el efecto de “engelamiento”, como técnicamente se llama al congelamiento de las alas. El hielo se deposita en el fuselaje agregando un peso extra, además de que puede bloquear los alerones para maniobrar en el aterrizaje.

Estos elementos, sumado a que no hubo un mensaje de auxilio ni el avión fue declarado en emergencia por el piloto Enrique Cantos -no hubo registros en las torres de los aeropuertos de Santa Rosa ni de General Pico-, hacen pensar que se trató de un imprevisto que obligó a una maniobra de aterrizaje repentina.

Por esa casualidad de la jurisdicción, en las pericias criminalísticas intervino equipo de la Policía de la provincia de Buenos Aires con asiento en Trenque Lauquen. Y porque se trata de un accidente aéreo, la investigación quedó en manos de la Justicia federal con asiento en Junín. Pero este lunes los cuerpos de Enrique Cantó (piloto), “Juanchi” Otegui, Mariano Guyot, Sergio Siches y Mauricio Balbi serán trasladados a San Vicente, el pueblo bonaerense que está de luto.

La Pampa. Corresponsal de Clarín

El clima

Publicidad

Más leidas